PODCAST: La Voz de la Mayoría Silenciosa

Nuevo escándalo de la JEP. Con 1.749 hombres en armas, Patricia Linares afirma: “Los guerrilleros que han incumplido no son más de 4 o 5”

Las denominadas "disidencias", o brazo armado de FARC "afectan 2.596 veredas en el territorio nacional, correspondientes a 129 municipios en 19 departamentos”."

Con más de 220 mil hectáreas de coca, y un número superior a los 1.749 hombres de FARC evadidos y en armas, verificados por la Fiscalía como miembros de las denominadas “disidencias”, la presidente de la “JEP”, ha causado un nuevo escándalo en el país. En concreto, en una entrevista en vivo concedida hace pocos minutos a la emisora “La FM”, Patricia Linares afirmó tajantemente:

"La JEP no es sinónimo de impunidad, es otra forma de justicia diferente a la ordinaria, no hay que escoger entre la una y la otra; la Justicia Especial para la Paz lo está demostrando desde hace muchos meses, tomando decisiones en casos menos sonados que otros, pero donde se ve que la justicia se está ejerciendo"

A lo que agregó:

"los guerrilleros que han incumplido el acuerdo no son más de 4 o 5"

Afirmando posteriormente:

“Nosotros hemos venido funcionando en debida forma, avanzando en los procesos, pero, indudablemente, al contar muy pronto con una ley estatutaria, se podrá garantizar más celeridad, más seguridad jurídica y más garantías para todas las partes y para la sociedad colombiana”

Las declaraciones de la Presidenta de la denominada “JEP”, por lo alejadas y negatorias de la realidad colombiana, fueron inmediatamente contrastadas y rechazadas por cientos de ciudadanos en las redes sociales del país.

Adicionalmente, las declaraciones rompen las estructura de inteligencia institucional compartidas por todas las ramas de la administración pública del estado colombiano, considerando que uno de los informes más recientes de las Fiscalía General de la Nación (no actualizado a la fecha), contabilizaba un total de 1.749 miembros de las FARC en abierto retorno a las armas, ocupando las zonas de dominio territorial del mismo grupo terroristas, y en articulación con cabecillas evadidos de las autoridades.

Según la propia Fiscalía General de la Nación, las labores de inteligencia “lograron identificar 11 estructuras, 9 subestructuras y 10 comisiones de los GAOR. Estos grupos están integrados por 1.749 hombres en armas y están ubicados en cinco áreas –Noroccidental, Occidental, Oriental, Nororiental y Sur–. La Dirección Especializada contra las Organizaciones Criminales y las FACON también determinaron que, en la actualidad, los GAOR afectan 2.596 veredas en el territorio nacional, correspondientes a 129 municipios en 19 departamentos”.

Por estos motivos, las estimaciones recientes de terroristas retornados a las armas pertenecientes a las filas de las FARC, a la fecha, se ubican numéricamente por encima de los 2000 hombres. De hecho, el pasado 12 de Mayo, el comandante de las fuerzas militares confirmó un total de 2.300 hombres de las FARC en armas. 

En sus propias palabras: 

“Tenemos que los grupos disidentes de las Farc se componen de cerca de 2.300 integrantes en armas y unos 1.400 en redes de apoyo al terrorismo, dedicados a la consecución de recursos a través de economías ilegales, como el narcotráfico, la extorsión y la explotación de yacimientos mineros”

El informe adicionalmente no es nuevo, y hace parte del crecimiento exponencial del retorno de terroristas de las FARC al monte desde el mes de Junio de 2017, donde el propio ministro de defensa de Juan Manuel Santos para la época advirtió por primera vez que los miembros en armas de las FARC, conocidos entonces como “disidencias” se acercaban ya al 7%, a lo que agregó hace casi dos años:

   "Los corredores van de oriente a occidente buscando el Pacífico, y de occidente a oriente buscando los ríos de las fronteras con Brasil, Venezuela y Perú”.

A partir de las declaraciones, decenas de ciudadanos han criticado a la presidenta de la “JEP” por sus afirmaciones en redes. 

Nuestros anunciantes



Loading...