Peñalosa consideraría cambiar nombre de Colegio Distrital llamado “Carlos Pizarro”, secuestrador y asesino del M19

El secuestro se convirtió para el M19 en la principal fuente de presión financiera y extorsiva, superando en su época con creces a las FARC, El Cartel de Medellín, los paramilitares, el ELN o el antiguo EPL.

Al escándalo ocasionado con el nombramiento de un colegio con el nombra del terrorista de FARC y el Partido Comunista Manuel Cepeda, un nuevo caso se ha dado a conocer en las últimas horas. En concreto, se trataría de otros establecimiento de educación infantil del distrito, al que le habrían puesto el nombre del reconocido secuestrador y asesino del M19 Carlos Pizarro León Gómez. 

Como se sabe, Pizarro León Gomez lideró el proceso de secuestro urbano mas acelerado de la década de los 80, a la cabeza del M19, superando los secuestros del Cartel de Medellín (en Cabeza de Pablo Escobar) y el Cartel de Cali. 

 

De hecho, el M19 fué el principal grupo secuestrador del país a escala industrial, posteriormente financiado por Pablo Escobar para ejecutar el holocausto del Palacio de Justicia. 

El pico de la actividad extorsiva del grupo terrorista M19, tuvo lugar entre los años de 1980 a 1985, destacándose entre las victimas el excandidato presidencial del Partido Conservador Álvaro Gómez Hurtado.

 El Informe del Centro Nacional de Menoría Histórica “Una Sociedad Secuestrada” señala como el secuestro se convirtió para el M19, en la principal fuente de presión financiera y extorsiva, superando en su época con creces a las FARC, El Cartel de Medellín, los paramilitares, el ELN o el antiguo EPL.

“Cuando apareció el secuestro como fenómeno al interior de la sociedad colombiana en las décadas de los años setenta y ochenta, se presentaban en promedio 113 casos al año. Ya para ese entonces la guerrilla se convirtió en el principal autor. En este periodo, esta actividad era perpetrada preponderantemente por el M-19, que en dicho momento histórico combinaba las motivaciones políticas y propagandísticas con fines económicos. Aunque el número de secuestros en esa época era inferior a lo observado en décadas posteriores, los secuestros de José Raquel Mercado, Presidente de la Confederación de Trabajadores de Colombia; Hugo Ferreira Neira, exministro de agricultura; y Álvaro Gómez Hurtado, dirigente y político conservador, causaron en su momento un profundo impacto entre la opinión pública.”

Al respecto, numerosos ciudadanos han avisado sobre la irregularidad al alcalde Enrique Peñalosa, que contemplaría revocar por decreto los nombres de terroristas, secuestradores como Pizarro, y narcotraficantes a colegios distritales de Bogotá. 

Nuestros anunciantes

Exporenovables

Flower

Flower

Flower



Loading...