Presidente Santos contemplaría entregar curules en el congreso a las FARC

Hasta la fecha sin embargo, con el paso del tiempo las solicitudes de la organización terrorista FARC no solo son mayores en número sino más influyentes en impacto en medios de comunicación. La solicitud de mínimo dos curules directas de miembros del secretariado de las FARC en el Congreso de la República y la anuencia de congresistas de la Unidad Nacional, sugeriría que miembros del gabinete pudieran contemplar esa opción como una posibilidad real, a espaldas de la gran mayoría de la población del país.

Casi dos semanas después de que la organización terrorista FARC le exigieran al gobierno de Juan Manuel Santos, la entrega de mínimo dos curules por dos periodos consecutivos directos para firmas el acuerdo en la Habana, el presidente Santos no solo ha guardado silencio, sino que desde la presidencia del congreso de la Unidad Nacional, algunos ven la solicitud como una realidad.

Al parecer, la iniciativa surgió incluso de declaraciones precedentes del propio presidente, que después fueron tomadas por las FARC, lo que pudo causar su silencio. De hecho, en agosto del presente año, Juan Manuel Santos Afirmó “En aras de discusión supongamos que sí, supongamos que a dedo, lo cual no está en los acuerdos, el Presidente de la República puede decirles a las Farc que tienen 8 o 10 cupos en la Cámara de Representantes durante uno o dos años, ¿es un precio grande para parar una guerra de 50 años?”

A la fecha no ha existido una declaración abierta del Presidente de la República frente a las recientes declaraciones de la organización terrorista, lo que causa extrañeza debido al incremento de las solicitudes de las FARC que aprueba el presidente. El silencio del mandatario demuestra su poca capacidad para directamente dar opiniones sobre las exigencias de las FARC, lo que puede configurar la disminución de sus capacidades de negociación en la Habana, más aun cuando miembros del gabinete y la propia fiscalía podrían simpatizar con la propuesta.

De hecho, el senador Armando Benedetti del Partido de la U, al respecto afirma: ““recordemos que ellos al principio casi que despreciaban las curules en el Congreso, ese anuncio de las Farc significa que quieren hacer política y no la guerra, una prueba más de que esta negociación va a ser pronto y duradera”

Hasta la fecha sin embargo, con el paso del tiempo las solicitudes de la organización terrorista FARC no solo son mayores en número sino más influyentes en impacto en medios de comunicación. La solicitud de mínimo dos curules directas de miembros del secretariado de las FARC en el Congreso de la República y la anuencia de congresistas de la Unidad Nacional, sugeriría que miembros del gabinete pudieran contemplar esa opción como una posibilidad real, a espaldas de la gran mayoría de la población del país.

La situación es extremadamente grave si se tiene en cuenta que hasta hace pocos años las cifras indicaban un acelerado debilitamiento de la organización terrorista, lograda por el ejército colombiano después de que este iniciara su proceso de profesionalización. En todo caso, es evidente que los medios de comunicación nacional, principalmente los periódicos El Tiempo, El Espectador y la revista Semana, no solamente están sirviendo de amplificador de las solicitudes y los comunicados de la organización terrorista, sino que a su vez están haciéndole ganar terreno político, que se suma a la inexistente beligerancia del mandatario.



Loading...