A pesar de condenas a cercanos colaboradores, popularidad de Uribe crece y la de Santos disminuye

Adicionalmente, la antigua desaprobación ciudadana a Álvaro Uribe, que se ubicaba en el 47%, disminuyó en el mismo periodo al 36%, demostrando como a pesar de los problemas que aparentemente rodean al exmandatario, la mayoría de los colombianos aún considera representa una mejor opción que el gobierno nacional.

En los últimos días, el país ha presenciado como la Corte Suprema De Justicia ha condenado antiguos colaboradores del expresidente Álvaro Uribe por hechos relacionados con seguimientos a actores de la oposición y miembros de la rama judicial, entre otros. Entre los colaboradores se encuentran la antigua directora del DAS, María del Pilar Hurtado y Bernardo Moreno, ex secretario de presidencia. Adicionalmente se han conocido las condenas contra los exministros Sabas Pretelt, Diego Palacio y el secretario Alberto Velásquez.

Paradójicamente, la última encuesta pública Gallup de popularidad muestra como a pesar de los problemas, a nivel nacional la imagen positiva del expresidente Álvaro Uribe ha mejorado, pasando el transcurso del año a tener una popularidad del 47% en febrero al 59% en Abril de este año.

La situación de popularidad de Álvaro Uribe, a pesar de las condenas a sus cercanos colaboradores es aún más excepcional, si se tiene en cuenta que la aprobación al mandato del presidente Juan Manuel Santos se “desplomó” en las últimas semanas en 14 puntos, ubicándose en el punto más bajo de toda su administración, cayendo del 43 al 29% entre febrero y abril del año 2015.

Adicionalmente, la antigua desaprobación ciudadana a Álvaro Uribe, que se ubicaba en el 47%, disminuyó en el mismo periodo al 36%, demostrando como a pesar de los problemas que aparentemente rodean al exmandatario, la mayoría de los colombianos aún considera representa una mejor opción que el gobierno nacional.

 

En ocasiones pasadas, tanto el actual senador Álvaro Uribe como miembros de la bancada del partido Centro Democrático, han señalado que los problemas con colaboradores durante su administración obedecen a una persecución judicial y política del presidente Juan Manuel Santos. En la actualidad, llama la atención que la ciudadanía colombiana, puede probablemente considerar esta tesis como verdadera, de ser así, es muy probable que el país se encuentre ante un escenario de manipulación institucional y legal con fines políticos evidente, y que la mayoría de la población se percate de la situación aun cuando los medios de comunicación y el poder judicial busquen presentar otra realidad.



Loading...