FARC se mantienen en que reparación de víctimas se haga con bienes de “paramilitares” o del estado

En esta última semana, ante el silencio del jefe de estado la petición de las FARC se mantiene y se amplia

Como parte de las exigencias presentadas por las FARC y que han contado siempre desde el inicio de conversaciones en la Habana con la complacencia del gobierno para satisfacer sus intereses políticos, el grupo guerrillero, en cabeza de Ivan Márquez había presentado a mediados de Noviembre un comunicado en el que exponía que la reparación a víctimas se tendría que hacer con bienes de grupos paramilitares. En esta última semana, ante el silencio del jefe de estado la petición de las FARC se mantiene y se amplia, exponiendo que ellos no solo no tienen ni los bienes ni el dinero suficiente para hacer la respectiva reparación, sino que esta depende principalmente de los denominados grupos “paramilitares”.

Aunque el gobierno ha guardado silencio, las FARC, de acuerdo a información de la Revista Forbes, es considerada como uno de los tres grupos terroristas más ricos y poderosos del mundo. Adicionalmente, en los últimos meses han incrementado su ingresos gracias al aumento progresivo de producción de cultivos de Coca en gran parte del territorio nacional -como ha sido publicado por El Nodo http://elnodo.co/cocaingresos- y que incluso podría incrementarse con la jurisdicción especial de territorios que se otorgaría a las mismas una vez firmado los acuerdos de paz.

La petición que en su momento se estudiaría para hacer parte del último punto de la mesa de concertación entre las FARC y el Gobierno Nacional denominado “acuerdo de justicia, reparación, y garantias de no repetición” salió a luz pública junto con el borrador conjunto. Esta establece que los parámetros de acciones acordadas para que bajo ciertos argumentos se creen los mecanismos de ejecución, contempla hechos que a la vista genera inquietudes e inconformismos en gran parte de la sociedad; como el hecho de crear una justicia especial para judicializar las acciones cometidos por el grupo guerrillero y la reparación de victimas sin determinar exactamente el monto ni el proceder del mismo.

De esta forma el acuerdo contempla y divaga sobre varias circunstancias que promoverían la impunidad sobre hechos atroces cometidos por los grupos armados y la divagación sobre como las guerrillas repararían a las víctimas. Así lo dio a conocer diversas instituciones como la Human Rights Watch y la Procuraduría quién en su momento mencionaron el grado de impunidad tanto judicial como económica que conllevaría el proceder del acuerdo.

Pero más allá de ello la contemplación del proceder de las FARC de solicitar el cubrimiento de sus acciones con bienes de otros grupos como los paramilitares estaría a la postre de ser verdad y de ser cubierto por el Gobierno Nacional al otorgar la contemplación del mismo a un mes de haber salido el borrador del acuerdo. Y así se ha manifestado cuando hasta el momento se ha solicitado únicamente, a través de la Corte Suprema de Justicia, la reparación a víctimas con bienes de ex paramilitares y sin embargo la no contemplación de reparación a víctimas con bienes de las FARC.

Por el contrario la actuación de las FARC sigue siendo desconcertante cuando, el último comunicado procedente de las mismas buscarían que financiación de desmovilización se hiciera con recursos destinados por Estados Unidos al Plan Colombia. Y aunque es mencionado reiterativamente por el secretariado de “querer” y buscar reparar a sus víctimas no ha sido cierto. Situación que pone en peligro el sistema económico nacional cuando esta reparación se ha hecho únicamente con indemnizaciones procedentes de recursos del Estado. 



Loading...