Santos interrumpe 5 veces a damnificado de Mocoa para mojar prensa de CNN incómodamente y prometer que estarán “mejor de lo que estábamos antes”

Ante las continuas interrupciones, un poco incómodo con la situación y presionado por el oportunismo del presidente, el damnificado alcanza solo a balbucear sin mirarlo a la cara “el señor me lo bendiga” mientras Santos rápidamente se marcha.

En medio de una entrevista en ejecución de CNN en Español, llama la atención la embarazosa interrupción de la misma a un damnificado por el presidente de Colombia Juan Manuel Santos, incluso a pesar de no escuchar al entrevistado, sino apresurándose a prometer que estarán mejor de lo que estaban antes, y siguiendo su camino indiferente a las verdaderas preocupaciones del ciudadano.

En concreto, en medio de la entrevista a un damnificado, se ve como el entrevistado lentamente voltea a mirar a su lado, detectando que el presidente está presente y quiere salir en la cámara. En ello, el presidente Santos irrumpe preguntándole delante de las cámaras de CNN, ¿Que le pasó a usted?”

Cuando el entrevistado y damnificado se apresta a responder, Santos vuelve a interrumpirlo preguntándole “¿Dónde estaba usted?”.

De nuevo, cuando el ciudadano afectado comienza a responderle, Santos vuelve por tercera vez a interrumpirlo y preguntarle ¿Y a qué horas…?” -a pesar de saber la hora en la que sucedieron los eventos-.

Cuando el damnificado sigue respondiendo, Santos de nuevo le pregunta ¿Y algún familiar suyo resulto…?” a lo que el ciudadano comienza a responderle y Santos ante las cámaras de CNN en español le interrumpe por quinta vez diciendo: “Bueno aquí venimos a ayudar, vamos a quedar mejor de lo que estábamos antes, venimos con ese espíritu… hay que tener un poco de paciencia pero toda la ayuda va a llegar y vamos a quedar mejor de lo que estábamos antes” dándole rápidamente la mano, unas palmaditas en el hombre y retirándose.

Ante las continuas interrupciones, un poco incómodo con la situación y presionado por el oportunismo del presidente,  [pullquote]el damnificado alcanza solo a balbucear con verguenza, sin mirarlo a la cara “el señor me lo bendiga”. [/pullquote]

La incómoda situación rebelaría de nuevo el oportunismo del mandatario para presentarse en medios internacionales sin prestar verdadera atención a las demandas de los ciudadanos. Por otra parte, pone en evidencia la incomodidad de los colombianos por el comportamiento confuso del mandatario y su afán en tratar de dar la imagen de cercanía, sin que el pueblo lo apoye.

Déjenos su opinión o inscríbase a nuestro Newsletter mensual.

Nuestros anunciantes



Loading...